Filosofía

Todo colegio Teresiano es una Institución que participa de los principios filosóficos del    cristianismo, catolicismo y teresianismo. Enrique de Ossó, su fundador, hace una síntesis vivencial y teórica de estos tres referentes. Fruto de esa experiencia espiritual y apostólica es el Carisma teresiano o Espiritualidad Teresiana, que heredan de su fundador todos y cada uno de los Teresianos del mundo. Esta herencia es un modo especial de vivir el cristianismo, de relacionarnos y de vivir en comunidad.

Los Principios más importantes son:

  • LA PERSONA ES EL CENTRO DE TODA ACCIÓN EDUCATIVA:  Para Enrique de Ossó, quien hizo vida la espiritualidad de Teresa de Jesús, la Persona es imagen de Dios Trinidad. Su hermosura y dignidad radica en el ser criatura de Dios, capaz de Dios. Es “morada de Dios”. El fin de la educación es colaborar a crear condiciones para que la persona viva conforme a esta dignidad, interioridad y relacionalidad, sabiéndose situada social y globalmente (PET. Pág. 63).
  • LA DIMENSIÓN DE LA TRASCENDENCIA:  La persona se va construyendo en el encuentro, en una dinámica de LIBERACIÓN consciente, desde su centro, DEL “YO” HACIA EL “TÚ”. En el proceso de ENCUENTRO vivido en amistad, permite   a   la persona   irse   conociendo en su verdad   más  honda. La persona creyente encuentra en  la  AMISTAD  CON  JESÚS  una fuente de relación por la que  su  ser  espiritual se    planifica.   Cuando se   descubre   habitada  y acogida, entra en una aventura  interior de ENCUENTRO con el Amigo que la va transformando (PET. Pág.65). La Comunidad Educativa está llamada a asumir que educa a través del trato de amistad, en relación con Dios, con los demás y con el cosmos y en los lugares donde nos encontremos.
  •   LA MUJER ES UNA FUERZA DE TRANSFORMACIÓN: Enrique de Ossó considera a la mujer una clave para el cambio social. Hoy, en la educación, es un reto que se asume desde la perspectiva de género en la que el varón y la mujer sean reconocidos y valorados como constructores de relaciones basadas en el respeto, la equidad, el reconocimiento y la dignidad. La Comunidad Educativa Teresiana debe recuperar la dimensión femenina de lo humano e integrar la perspectiva de género en los proyectos educativos.
  •  EDUCAMOS PARA EL DIÁLOGO CON LA REALIDAD SOCIOCULTURAL: Enrique y Teresa fueron personas encarnadas en la realidad sociocultural de sus épocas (siglo XIX y XVI). Asumieron una postura y actuaron desde sus convicciones y valores. Así mismo la Comunidad Educativa debe acoger la realidad multicultural, descubrir la presencia de Dios en ella y responder y asumir un compromiso serio con esa realidad local y/o mundial.

Seguimos trabajando.

Siguenos..


Psi - Web.

Proceso de admisión

Web amigas.